TOKIO.- Una encuesta realizada por el Ministerio de Salud, Trabajo y Bienestar reveló que aumenta el número de nipones quiere seguir trabajando luego de cumplir la edad mínima de jubilación (65 años).

El sondeo de Koseirodosho permitió más del 20 por ciento de los encuestados expresó su deseo de mantenerse laboralmente activos para vivir sin presiones financieras y cubrir los gastos de subsistencia.

Del mismo modo, expresaron su satisfacción y agradecimiento con el trabajo antes que acceder a los beneficios de la pensión pública.

El primer ministro Abe Shinzo quiere modernizar el sistema de seguridad social en el corto plazo revisando el sistema público de pensiones para permitir trabajar a quienes lo deseen.

La propuesta del ejecutivo es mantener la edad mínima de jubilación en los 65 años, pero pretende permitir la alternativa de decidir si empiezan a cobrar su pensión cuando cumplan los 70 años.

EL DATO

El gobierno estima que para 2060 la población nipona se reducirá a 87 millones, y cerca del 40 por ciento serán personas de la tercera edad.

© Noticias Nippon

Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.