TOKIO.- El gobernador de #Okinawa, Tamaki Denny, denunció públicamente que decenas de norteamericanos destacados en dos bases militares se encuentran infectados con el nuevo coronavirus.

“Recientemente se han detectado varias decenas de casos pero el Comando de Estados Unidos ha solicitado pidió que no se revelara la cifra exacta. Los brotes ocurrieron en la Base Aérea Futenma y en el Campamento Hansen, dijo en rueda de prensa.

Del mismo modo, sostuvo que los okinawenses están conmocionados por la actitud de las autoridades estadounidenses.

“Ahora tenemos fuertes dudas de que se haya tomado medidas adecuadas de prevención de enfermedades en las bases militares”, dijo.

Por ello exigió transparencia sobre la situación y solicitó al primer ministro Abe Shinzō que pida a Estados Unidos que proporcione detalles sobre los infectados y que intensifiquen las medidas preventivas contra el Covid-19.

De otro lado, el Comando de los Estados Unidos ha difundido un comunicado donde refieren que están tomando medidas de protección adicionales para limitar la propagación de COVID-19 y que estaban restringiendo las actividades fuera de base.

“Las medidas buscan proteger nuestras fuerzas, nuestras familias y la comunidad local”, dicen.

Okinawa alberga unos 50 mil soldados estadounidenses bajo un pacto de seguridad bilateral vigente entre Japón y Estados Unidos.

EL DATO

Okinawa había controlado las nuevas infecciones de Covid-19 durante varias semanas pero hace unos días registró un nuevo infectado que tuvo contacto con personas destacadas en la base militar de Futenma.

© Noticias Nippon

Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.