TOKIO.- El primer ministro Suga Yoshihide decidió aprobar por primera vez medidas prioritarias destinadas a la prevención de la propagación de infecciones del nuevo coronavirus a tres jurisdicciones.

Se trata de la MAN’EN BŌSHI SOCHI (まん延防止措置) que se aplicará a las prefecturas de Miyagi, Osaka y Hyogo que vienen experimentando un preocupante incremento en la cifra de nuevos positivos.

En la víspera, Osaka reportó 599 nuevos infectados; Miyagi, registró un récord de 200 nuevas infecciones mientras que Hyogo, confirmó 211.

La medida, amparada en una ley revisada que entró en vigencia en febrero, faculta a las autoridades 

elegir las ciudades y localidades sujetos a las medidas más estrictas. 

Además podrán aplicar multas a los restaurantes y bares que ignoren las solicitudes de recorte de horarios de operaciones.

Solicitarán a esos establecimientos  cerrar a las 8 p.m. y se les podría imponer una multa de hasta 200,000 yenes por incumplimiento. 

La asistencia a grandes eventos como conciertos y competencias  deportivos tendrán un límite en el aforo de hasta 5.000 espectadores.

Del mismo modo, las personas que se nieguen a ser hospitalizadas podrán ser multadas hasta por 500.000 de yenes mientras que quienes se nieguen a participar en las encuestas epidemiológicas hasta con 300.000 yenes

BONO

Por su parte, el gobierno central otorgará una compensación financiera de hasta 100.000 yenes a cada una a las pequeñas y medianas empresas que acaten la invocación de recorte de horas de operación y hasta 200.000 yenes a las grandes empresas.

EL DATO

La MAN’EN BŌSHI SOCHI (まん延防止措置) se aplicará en Osaka, Miyagi y Hyogo desde este lunes 5 de abril hasta el 5 de mayo.

© Noticias Nippon

Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.