TOKIO.- El primer ministro Kishida Fumio anunció que se extenderá la prohibición de ingreso de extranjeros no residentes como respuesta al incremento de infectados con la variante Ómicron del COVID-19.

“Mantendremos el marco actual de las medidas fronterizas hasta finales de febrero mientras se toman las medidas necesarias desde el punto de vista humanitario y de interés nacional”, manifestó.

Del mismo modo, el mandatario dio a conocer que se acelerará la inoculación de la dosis de refuerzo como parte del plan para hacer frente a la sexta ola de contagios de coronavirus.

“Si bien (la variante Ómicron) es altamente infecciosa, es muy probable que el riesgo de desarrollar síntomas graves sea bajo tenemos que tomar precauciones”, dijo.

Además reveló que se empezará a vacunar a los menores de 12 años de edad ante la expansión de la variante Ómicron en el país.

EL DATO

Hoy martes se confirmaron más de 6 millares de nuevos positivos de COVID-19 en el Japón. 

©NoticiasNippon

Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.