MELBOURNE.- Un tribunal australiano rechazó la apelación del tenista serbio Novak Djokovic y será deportado por ser considerado como una “amenaza para la salud pública”.

Los tres magistrados del Tribunal Federal de Australia otorgaron por unanimidad  la razón a las autoridades inmigratorias para cancelarle la visa al deportista por haber ingresado al país sin vacunarse contra el COVID-19.

Al conocer la sentencia, Djokovic no ocultó su decepción en un comunicado de prensa donde precisó que siempre estuvo dispuesto a cooperar con las autoridades.

“Me gustaría realizar una breve declaración sobre los resultados de la audiencia de hoy. Ahora me tomaré un tiempo para descansar y recuperarme, antes de hacer más comentarios. Estoy extremadamente decepcionado con la decisión del Tribunal de denegar mi solicitud, lo que significa que no puedo quedarme en Australia y participar en el torneo. Respeto la decisión de la Corte y cooperaré con las autoridades competentes con respecto a mi salida del país”, comentó.

El primer ministro australiano Scott Morrison argumentaba que a no estar vacunado el tenista representa un “riesgo para la salud” y que de aprobarse su ingreso generaría en el país un sentimiento “antivacuna” que incrementaría el riesgo sanitario.

EL DATO

El tenista número uno del mundo abandona Australia en las próximas horas.

©NoticiasNippon

Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.