TOKIO.- La administración del primer ministro Kishida Fumio decidió implementar una medida de contención para frenar el fuerte incremento de los precios de los combustibles en el archipiélago nipón.

El anuncio lo realizó el ministro de industria, Hagiuda Koichi, al precisar que desde esta semana ejecutarán un programa de subsidios.

Se preve otorgar un subsidio de 3,4 yenes (hasta un máximo de 5 yenes) por litro a 29 distribuidores e importadores de petróleo y evitar que suban los precios de la gasolina, el diesel, el queroseno y otros combustibles. El monto del subsidio se revisará semanalmente.

Ayer lunes, el litro promedio de la gasolina regular alcanzó los 170,2 yenes, su nivel más alto en los últimos 13 años.

EL DATO

El subsidio se incluyó en las medidas económicas adicionales aprobada en diciembre pasado. Destinó unos 80.000 millones de yenes en el presupuesto complementario como recursos financieros para 2022.

©NoticiasNippon

Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.