SAN SALVADOR.- El Gobierno del Japón realizó un importante aporte que contribuirá a mejorar la calidad educativa en El Salvador.

Hicieron realidad la construcción de dos aulas y reparar otras once ya existentes en el Complejo educativo Bartolomé Bolaños en Candelaria de La Frontera – Santa Ana.

La ceremonia de inauguración contó con la presencia del Embajador del Japón, Ariyoshi Katsuhide, y autoridades locales. 

“La inversión total de las obras fue de US $140,114.20, de los cuales la Embajada del Japón, a través del Programa de la Asistencia Financiera No-Reembolsable para Proyectos Comunitarios de Seguridad Humana (APCS), aportó US $108,507.00 para la ejecución del proyecto para la construcción de 2 aulas y reparaciones de 11 aulas existentes”, destacan en un comunicado.

Del mismo modo, refieren que la Alcaldía Municipal de Candelaria de La Frontera realizó carpeta técnica, reparación de servicios sanitarios, remodelación de cocina-bodega, cerca perimetral, rotulo y placa por un monto de US$26,429.00; mientras que el Ministerio de Educación realizó la dotación de mobiliario. 

“La comunidad colaboró arduamente, trabajando para que sus hijos puedan gozar de mejores condiciones para el aprendizaje”, agregan.

El proyecto beneficiará alrededor de 580 alumnos y 18 docentes que contarán con mejores instalaciones para el aprendizaje. 

“A través de este proyecto, Japón contribuye a mejorar la calidad de vida de los habitantes del municipio; de este modo, Japón promueve la denominada “seguridad humana”, un concepto que insta a proteger el derecho de la gente a llevar una vida feliz y digna, libre del temor y la miseria, a través de su protección y el desarrollo de sus capacidades, concluyen.

©NoticiasNippon

Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.