TOKIO.- La Policía Prefectural de Shizuoka reportó la detención de varios extranjeros sospechosos de operar un Chika Ginkō (banco clandestino) que enviaba remesas al exterior.

Se trata de tres ciudadanos de nacionalidad vietnamita que se encuentran acusados de violar la ley de bancos.

Medios locales destacan que operaron ilegalmente entre enero y febrero de 2021 y remitieron unos 310 mil yenes hacia Vietnam. Promocionaban sus servicios en redes sociales.

Del mismo modo, destacan que realizaban la operación antes que el remitente realizara el depósito respectivo.

La policía investiga el caso.

EL DATO

Dos de los tres detenidos admitieron su responsabilidad en los casos imputados.

©NoticiasNippon

Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.