TOKIO.- Esta mañana el emblemático Monte Fuji ubicado en el límite de las prefecturas de Shizuoka y Yamanashi volvió a amanecer con un “sombrero” sobre su cima.

Se trató del fenómeno natural conocido como “Kasakumo” donde una nube de gran tamaño aparece cerca de su cumbre. 

Las autoridades meteorológicas destacan que es una señal que las regiones continuas experimenten cambios en el clima.

Se produce cuando confluyen dos situaciones. El viento en el cielo es fuerte y hay mucha humedad.

Cuando un viento fuerte golpea la montaña, el flujo del viento cambia hacia ambos lados y hacia arriba.  

Si el aire es húmedo, cuando impacta con la montaña y se eleva, se expande y se enfría para formar nubes. 

En el lado sotavento de la cima de la montaña, el aire se calienta y las nubes se desintegran y descienden para formar el “sombrero”.

El proceso se repite varias veces dando la impresión que nubes parecen detenerse en el aire.

EL DATO

En las regiones de Tokai y Koshin, hay posibilidad de lluvias por la tarde.

©NoticiasNippon

Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.