TOKIO.- Las autoridades sanitarias empezaron a aplicar vacunas de refuerzo contra la subvariante Ómicron del COVID-19 en el territorio japonés.

En esta primera etapa, se prioriza a las personas mayores de 60 años y a los trabajadores médicos que aún no hayan recibido su cuarta vacuna.

Con la aplicación de la dosis de refuerzo, el gobierno busca detener la séptima ola de contagios COVID-19 en el país.

Por ello, se ha trazado como objetivo proporcionar las vacunas de manera gratuita, a todas aquellas personas que las deseen recibir antes de fin de año.

Las personas podrán recibir la dosis de refuerzo una vez que hayan transcurrido cinco meses desde la inyección anterior.

Los vacunas de refuerzos que se aplican son las fabricadas por las farmacéuticas estadounidenses Pfizer Inc. y Moderna Inc.

EL DATO

La elegibilidad para la vacuna de refuerzo Ómicron se ampliará desde mediados de octubre a las personas mayores de 12 años y se hayan vacunado al menos dos veces contra el nuevo coronavirus.

©NoticiasNippon

Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.