TOKIO.- La Policía Prefectural de Gunma reportó la detención de un extranjero sospechoso de violar la Ley de Control de Inmigración al promover el empleo ilegal.

Medios locales precisan que se trata de un brasileño de 61 años de edad, cuya identidad no fue revelada, que administra una empresa contratista.

Según la delegación de Isesaki, el detenido envió a seis extranjeros ilegales a trabajar a una fábrica en la ciudad entre el 6 de octubre de 2019 hasta el pasado 23 de agosto.

También fue detenida una mujer de nacionalidad filipina de 39 años de edad que trabajaba con el brasileño.

EL DATO

Los extranjeros de nacionalidad filipina y vietnamita residían en el país de manera irregular en condición de “overstay” (con visa vencida).

©NoticiasNippon 

Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.